• Runner Factory

4 razones saludables para comer más huevo

Crecimos con la idea de que los huevos son malos para la salud, que aportan mucho colesterol y pueden crear un camino perfecto para desarrollar una enfermedad coronaria. Con el paso de los años, la percepción ha cambiado y ahora el huevo es fundamental en la vida de los corredores y la población en general.




Un estudio de la universidad de Wake Forest encontró que no hay vínculo entre comer huevo y enfermedades del corazón, ¡Qué paz!

“Hay muchos nutriólogos que recomiendan el huevo porque la combinación de la yema y la clara hacen una comida perfecta: encuentras vitaminas, grasas buenas, minerales y más nutrientes”, asegura Will Vargas, entrenador de running en Colombia.

Pero yendo más allá, hay cuatro razones clave para que sigas comiendo huevo sin remordimiento, malas ideas y comentarios de tu abuelita: “Mijito, te va a hacer daño para el corazón”. ¡Ay las abuelitas!


Razón 1

Mejora tu ánimo

El huevo contiene ácidos grasos buenos como el omega-3, zinc, vitaminas B y yoduro, todos estos nutrientes trabajan juntos para luchar contra la fatiga y alejar el mal humor.

Si estás preocupado por el bienestar de las gallinas, no te dejes engañar por la fras “libres”, es probable que sigan dentro de bodegas o cajas pequeñas :(


Razón 2

Nutren tu sistema muscular

Los huevos son una gran fuente natural de nutrientes, cargados de proteína que protege tus músculos con pocas calorías. La B12 también aparece para ayudar a la contracción muscular, ¡básica para los corredores!


Razón 3

Te protege contra el cáncer

Dato importante: las mujeres que comen mayor cantidad de colina (un nutriente que está en los huevos), ven reducido en un 24 por ciento la posibilidad de desarrollar cáncer, esto de acuerdo a un estudio reciente. Un huevo grande puede cubrir hasta un 30 por ciento de tu ingesta recomendada de colina diaria. La mayoría de la colina está concentrada en la yema, así que asegúrate de incluir todo el huevo en tu comida.


Razón 4

Alimenta tu cerebro

La colina en los huevos ayuda a que la memoria de tu cerebro esté intacta mientras incrementa la liberación de acetilcolina (un neurotransmisor que ayuda a tu cerebro a retener y comprender mejor la información). Los huevos de las gallinas criadas en el exterior con alimento natural contiene más ácidos grasos omega-3 que le dan más poder a tu cerebro.


La opción también está con los animales criados y alimentados de forma orgánica. Éstos contienen mucha más vitamina E, que ayuda a mejorar la salud del sistema inmune.

  • Blanca Facebook Icono
  • Blanco Icono de Instagram
  • Blanco Icono de YouTube
  • Twitter Icono blanco

- Site creado por Diana Delgado -